Hola

Hola. La verdad es que no tenía muy claro como se presenta uno en un sitio como éste. Pero un “hola” me parece sin duda, pese a su falta de originalidad, la forma más idónea. Llámame clásico, seguramente tienes toda la razón.

No pretendo que esto, dile blog, dile mi espacio o dile el tuyo, sea una obligación. Creo que desde el momento en el que te “obligas” a escribir, hay algo que está fallando. Y si, lo podemos extrapolar a todo lo demás. Cuando te obligas a ir a trabajar es que no disfrutas con tu trabajo. Cuando te obligas a ir con tu hijo al parque, cuando te obligas a visitar a tus padres o abuelos, etc. Sabes de que estoy hablando. Así que no. Esto no va a ser una obligación.

No voy a escribir con una periodicidad previsible, quizás escribo una vez al día, quizás una a la semana o dos al mes. Pero algo si puedo decir: cuando escriba lo haré con ganas y como ya he dicho, queriendo hacerlo.

Debo decir que este sitio va a ser testigo de diferentes tipos de escritos. Bueno, perdona, este sitio y tú, que te tomas tu tiempo en leerme.

Así que podrás leer desde opiniones personales, hasta sentimientos, pasando por críticas de todo tipo. Porque algo si que tengo, y es que puedo ser un tío genial, pero si tengo que mentar a la madre que parió a algo o a alguien, tranquilos que lo voy a hacer.

Siempre digo que soy un tío de puta madre, hasta que lo dejo de ser. Y ese cambio puede darse en menos tiempo del que te imaginas. Total, soy cáncer, ¿qué esperabas? Y no, no soy de esos que creen en el zodíaco a pies juntillas, pero oye, algo si que tiene de verdad. No creo en las meigas pero…

 Creo que como pseudo-presentación ya hay suficiente. Total, podría explicarte mil cosas, prometer otras tantas y venderme mejor que muchos partidos políticos, pero lo que cuentan son los hechos. Facta non verba. Así que ya irás leyendo este sitio e irás viendo de que pie calzo y/o cojeo. Pero no tendrás atisbo de duda en si estoy siendo sincero o verdaderamente yo mismo.
Sin nada más que decir, me despido. Nos vemos por aquí

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*