Renta Básica Universal. ¿Un sueldo para vagos?

A principios de Mayo, todos los rotativos y medios de comunicación se hacían eco de la noticia. La Renta Garantizada de Ciudadanía estaba a punto de ser un éxito, al menos en Cataluña. Para hacer un resumen, y creo que como introducción al tema ya está bien, la mentada Renta consistirá en que todos, repito todos, cobraran un mínimo de 550€ ampliables a 664€. Para todos, por si no había quedado claro.

Esta idea no es nueva, aunque algunos partidos políticos, populistas donde los haya, se quieran colgar la medalla de su gran labor en pro del pueblo. De hecho, nació en los años 40 de la mano de la británica Juliet Rhys-Williams con el impuesto negativo sobre la renta. A cambio, eso sí, de suprimir diversos gastos del estado en materia de bienestar.

Dicho esto, vamos al tema que nos interesa. En España, la Renta Garantizada se avivó por una Iniciativa Legislativa Popular impulsada en los campamentos por la dignidad, en Extremadura. Entre otras consignas decían aquello de: “dormimos aquí o en comisaría”, así que nos vamos haciendo una idea de los integrantes de dichos “campamentos”. Por otro lado, hay que decir que Extremadura, es de las comunidades autónomas que más dinero reciben del Estado, dada su nula capacidad para la creación de empleo y su altísimo índice de funcionarios. 1 de cada 4 extremeños son funcionarios. Quizás, su presidente debería recordar estos datos cada vez que despotrica sobre Cataluña.

Sabiendo esto, no es de extrañar pues, que sea en Extremadura donde se haya impulsado el tema de una renta para todos. Trabajes o no. Y perdona una cosita, ¿sabes que en Suiza se votó una renta básica ciudadana? ¿Sabes que era de 2250€ por persona? ¿Y sabes que casi un 80% de la población votó que no? Pues claro. ¿Por qué? Mira, una imagen vale más que mil palabras:

Cartel a favor del NO en Suiza

“Que yo, ciudadano trabajador, que pago mis impuestos y creo en la cultura del esfuerzo, ¿tengo que pagarle a un tipo qué no hace nada?” Pero eso funciona en Suiza. Aquí somos españoles amigos míos, eso de pagarte por tocarte el saco de nueces no se tendría ni que someter a votación. Que por cierto, ¿tú has votado? Porque yo no. Y me gustaría haberlo hecho, la verdad. Ya que en Cataluña está a la orden del día el tema de las votaciones y referéndum, creo que un tema tan trascendental como este, donde van a ir destinados millones de euros, no estaría de más haber preguntado. Creo

Que sí, que la idea está muy bien, en eso estamos de acuerdo. Que hay mucha gente víctima de la crisis. Mucha gente sin una vivienda. Muchos ancianos con pensiones insultantes. Por supuesto que esas personas necesitadas (por si no has leído bien, NECESITADAS), que han cotizado o trabajado durante años y que ahora, por diversas circunstancias, se encuentran en la necesidad de pedir esa ayuda, por supuestísimo que se merecen ese dinero. ¿Pero va a ser así?

La Taula del Tercer Sector, que agrupa a más de 3000 entidades (todas con sus subvenciones, recuerdo) se ha alegrado por la medida. Ai, perdona, creo que deberías saber que algunas de las asociaciones aglutinadas son, por ponerte un ejemplo, “Federació Catalana de Drogodependència” o “Federación de Entidades Latinoamericanas de Cataluña”. Tela…

Aquí, una foto de personas reclamando la renta básica:

Fuente: EL PAIS

Ui, pero si es… ¡sí, sí! David Fernández (CUP) y Quim Arrufat (CUP). Ya decía yo que aquello de vivir en tribus, no tenía mucha lógica. “De algo tendrán que trabajar”, pensé, iluso de mí. ¿Para qué? La vivienda la okupo y el sueldo lo paga el Estado. Si es que… como se nota que soy un completo inculto en las triquiñuelas económicas del país.

En la web “pedirayudas.com” (sí, como lo oyes, no es broma), informa que los requisitos para pedir el sueldo son, entre otras: llevar dos años empadronado o tener permiso de residencia vigente, recibir menos ingresos que los de la renta y no tener otras ayudas.

Mira, yo me sé algunos barrios, que entre palmitas, toqueteo de guitarras y quema de barriles, con ese dinero entrando en casa, te hacen maravillas. “Que me den pal’ piso”, que dirían algunos.

Para ir acabando, espero que haya unas exigencias más concretas a la hora de ir dando ese dinero, porque, repartir alegremente más de 600€ por persona es una temeridad (al menos en España) . Recuerdo que Cataluña tiene una deuda de más de 60,000 millones de euros.

¿Qué tipo de país queremos?

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*